Jaume Sans

Jaume Sans perteneció a la generación catalana de surrealistas de los años 30. Sus pinturas y esculturas contribuyeron a difundir las vanguardias en Cataluña, a través de las destacadas exposiciones de su época. Sans también exploró el diseño de muebles y objetos para su uso personal, así fue como se crearon las notables lámparas Pie de Salón o Peana Molina y, posteriormente, editadas por Santa & Cole. Jaume Sans nació en Sitges y vivió con su familia en Cuba hasta los once años.


De regreso a Barcelona, Sans se puso en contacto con la revista "L'Amic de les Arts", una de las revistas impresas que contribuyeron a revolucionar el escenario artístico de los años 20, editada en Sitges de 1926 a 1929 y dirigida por Josep Carbonell. En este círculo artístico participaron otros muchos personajes famosos, como Salvador Dalí, el crítico de arte Sebastià Gasch o los escritores Vicenç Foix y Lluís Montanyá. De hecho, antes de los años 20, prácticamente no existían grupos artísticos de vanguardia en España, salvo en Barcelona, de donde huyeron muchos artistas exiliados de la Primera Guerra Mundial.


Barcelona también tenía una tradición innovadora, y todas estas circunstancias llevaron a la ciudad a promover y acoger audaces exposiciones. Por ejemplo, En 1932 y 1933 Jaume Sans asistió a la Escuela de Artes y Oficios contra la voluntad de su familia, que miraba con ojos burgueses la carrera artística, es decir, la despreciaban. A pesar de ello, durante esos años estuvo muy influenciado por Ángel Ferrant, uno de los maestros y escultor de la escuela. Sans se incorporó a los Amics de l'Art Nou (ADLAN), grupo de artistas que promocionaba el arte contemporáneo y organizaba exposiciones como el Circo en miniatura de Calder o los Objetos de Miró. En 1935, Sans mostró sus esculturas junto a Ramón Marinel·lo y Eudald Serra en la exposición Tres escultores, organizada por la ADLAN en las Galeries d'Art Catalònia de Barcelona. Esta exposición surrealista fue fundamental para la evolución posterior de la escultura catalana. Durante estos años, Jaume Sans también comenzó a pintar, centrando su interés en las formas orgánicas. Su obra formó parte de la Exposición Lógicofobista de 1936, la exposición surrealista más importante de España de la época. La ADLAN y los arquitectos del GATCPAC (compartían sede en el Passeig de Gràcia) representaban la vanguardia en Cataluña, y eran más reconocidos en el ámbito internacional que entre el público catalán. La Guerra Civil española interrumpió la actividad artística de Jaume Sans, que desde entonces sería esporádica: experimentó con los collages con el arquitecto Alfonso Buñuel, y realizó una exposición de pintura en la galería Gaspar en 1958. Pero Sans estuvo muy en contacto con el Grup R desde su fundación, y su interés se centró entonces en el diseño de mobiliario. Diseñó, por ejemplo, la lámpara de pie Pie de Salón o la Peana Molina, ambas editadas por Santa & Cole. La relación de Sans con el diseño ha continuado con sus hijos, tres de los cuales se dedican profesionalmente al diseño industrial.

Esta tienda utiliza cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestros sitios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Más sobre cookies

aceptar